Logra un cabello hermoso.


Cómo tener el cabello saludable, brillante y sedoso; Bien, no busques más, ¡nosotros te lo diremos!


Tener un cabello hermoso y saludable está al alcance de tus manos si desarrollas los hábitos del cuidado de cabello correctos y lo proteges de los daños. 



1. Maneja tu cabello con delicadeza al lavarlo y secarlo. 
La manera en la que lo manejes hace una gran diferencia en su textura y apariencia. Cuando tratas a tu cabello bruscamente, puede encresparse y comenzar a lucir sin brillo. El cabello es frágil y debe manejarse con cuidado, como un pedazo delicado de tela. Debes recordar lo siguiente:
Al lavar tu cabello, no lo frotes bruscamente. Masajéalo con el champú y espárcelo con tus dedos.
Enjuaga tu cabello con agua fría. La temperatura fría te ayuda a mantenerlo brillante y el agua caliente lo hace encresparlo y lucir sin brillo.
Quita suavemente el agua de tu cabello con una toalla en lugar de torcerlo y escurrirlo.



2. Lávate el cabello con champú unas cuantas veces a la semana. 
Si lo haces a diario, se secará y se pondrá quebradizo. El aceite natural que tu cuero cabelludo produce para nutrir tu cabello se pierde antes de poder hacer su trabajo. Si quieres que tu cabello esté saludable y brillante, solo debes lavarlo una o dos veces a la semana.
Cuando comiences a reducir la frecuencia del lavado, te darás cuenta de que luce más aceitoso de lo normal. Tu cuero cabelludo produce más aceite de lo normal porque está acostumbrado a que lo laves a diario. Después de una o dos semanas, las cosas se equilibrarán y tu cabello lucirá más limpio y largo.
Cuando no laves tu cabello y necesites darle vida, prueba usar champú seco. Este es un tipo de polvo ayuda a absorber su aceite y funciona de maravilla.


3. Déjalo secarse al aire libre en lugar de usar calor para secarlo. 
La mejor manera de mantener tu cabello saludable es secarlo naturalmente en lugar de usar una secadora. El calor de la secadora daña el tallo de tu cabello y, si la usas todos los días, verás que tu cabello se daña con el tiempo. Evita usar la secadora y seca tu cabello de manera natural.
Asimismo, evita usar otras herramientas de calor, tal como rizadoras, planchas, ruleros calientes.
Cuando desees usar secadoras u otras herramientas de calor, aplícate suero protector en el cabello para no dañarlo demasiado.


4. Peina tu cabello en lugar de cepillarlo. 
Usar un cepillo de cerdas de plástico en tu cabello, en especial mientras está húmedo, te garantiza que lo dañará. Cepillarte el cabello tiende a arrancarlo y peinarlo lo desenreda sin arrancarlo. Usa un peine con cerdas anchas y desenrédalo, comenzando desde las puntas y terminando por las raíces.


5. No utilices tratamientos que dañen tu cabello. 
Teñir, decolorar, alisar o rizar tu cabello con químicos lo dañará. Para mantener tu cabello lo más saludable posible, es mejor dejar de usar estos tratamientos y dejarlo mantener su color y textura natural. Probablemente, tu cabello no sea del color exacto que deseas, pero lucirá más saludable, brillante y sedoso.
Si de verdad deseas teñirlo, intenta teñirlo con alheña, miel o té. En realidad, estos tintes naturales te ayudan a devolverle el brillo a tu cabello en lugar de dañarlo. No obtendrás el cambio dramático deseado, pero puede aclararse u oscurecerse un poco.


6. Evita estilos de cabello que te arranquen el cabello. 
Las ondas, trenzas y otros estilos que requieren que tu cabello esté muy ajustado pueden dañarlo y resultar en pérdida de cabello. Algunos tipos de ondas dañan tu cabello menos que otras (es mejor trenzarlo que colocar trenzas con pegamento),pero tu cabello lucirá más saludable si no los usas.

¡¡COMPARTE y luce un cabello de telenovela!!